Discos Críticas

A causa de un olvido imperdonable no hice público durante bastante tiempo ciertos datos de un expediente basado en fenómenos paranormales, todo ello a pesar de que los documentos se encontraban desclasificados desde muchos meses antes y, curiosamente, hasta Iker Jiménez había pasado por alto cualquier mención de los hechos. Así pues, voy a contarlo.

Durante el pasado mes de Octubre del 2010 se produjeron ciertos encuentros en la tercera fase por parte de humanos, aliens y extraños seres andróginos y hermafroditas con el fin de analizar psicológicamente diversos enigmas, entre ellos ciertos aspectos lisérgicos de las redes sociales que los extraterrestres no acababan de ver claro y que pudieran ser asuntos de vital importancia para la Humanidad tales como el revival revivalista del revival del garage. Mientras unos y otros engullían almejas verdes y profundizaban sobre el lado oscuro y sucio pero potente y aguerrido del rock & roll, el encuentro y la distendida charla era amenizada por la música de los SWINGIN’ NECKBREAKERS.

PREMIO “Meteorito cósmico” para
GARAJELAND

Entre carcajadas y extrañas sustancias líquidas espiritosas jamás vistas en la Tierra se recordaron las primeras piedras angulares que grupos como los Lyres, los Creeps, los Nomads, los Fuzztones o los Cynics colocaron como cimientos revivalistas en la inolvidable y fundamental década de los ochenta. Casi al compás de los momentos más intensos de la tertulia se escucharon versiones realizadas por los mencionados Swingin’ Neckbreakers en su glorioso primer álbum Live for buzz de padres clásicos del garage tales como I took my baby home de los Kinks, You’re lying de los Troggs, Boss hoss de los Sonics y Shake it some more de Tony Sheridan & The Big Six. Fue con este último tema cuando un extraño ser dotado con tres cabezas y visiblemente emocionado por el sonido ambiental, alzó su copa y decidió conceder el premio “Meteorito cósmico” al blog ciberterrestre conocido como GARAJELAND, un premio donde se reconocía toda una trayectoria al servicio de la buena música oculta, del buen rollo y de la regeneración neuronal.

En ese instante una rubia de dimensiones descomunales y dotada con unas curvas de ciencia-ficción levantó una especie de urna donde se encontraba el mencionado meteorito y caminó con paso decidido hacia los redactores oficiales del mencionado Garajeland. Entre una atronadora ovación por parte de todos los asistentes y antes de que los extraterrestres se dirigieran hacia sus naves con sollozos de despedida, cantaron todos juntos con las manos unidas You , el trallazo rompecuellos que abría el extraordinario “Live for buzz de The Swingin’ Neckbreakers. Consecutivamente, con un primitivismo rocanrolero admirable, entonaron todos los temazos de este disco y mientras alguno comenzaba a sufrir dolores de cervicales de tanto meneo se escucharon gritos tales como que “es el mejor disco de garage de los noventa”.

Así sucedió, así me lo contaron fuentes fidedignas y de indudable credibilidad no manipuladoras de la información como sucede en muchos otros medios de comunicación actuales.  Merci, camaradas, Garajeland forever!!!

* Artículo  publicado originariamente en el siguiente enlace del Espacio Woodyjaggeriano.

The Swingin’ Neckbreakers – “Live for buzz” (1993) – 9’6/10
1. You / 2. Thinkin’ Man’s Girl / 3. Same All Over the World / 4. Take Your Life / 5. I Took My Baby Home / 6. Shake It Some More / 7. Little Pink Medicine / 8. Boss Hoss / 9. I Live for Buzz / 10. She’s Ready to Go Now / 11. Little Bitty Corrine / 12. You’re Lying / 13. Saturday’s Best / 14. The Girl Can’t Dance / Look Away






6 comentarios

  1. Discarro que descubrí escuchando en una tienda mítica madrileña y que ipso facto me agencié en vinilo.
    Una banda tremenda que por fin, si todo va bien veré este sábado en directo si Friker Jiménez lo permite.

    Brazzzos truferos.

    1. Jajaja, espero que Friker Jiménez lo permita y que mis canguros no me fallen para el domingo. Me muero de ganas de ver en directo a esta apisonadora rocanrolera. Este disco es una obra maestra del género, bien lo sabes. Me atrapa mucho también "The return of rock" del 2000 y algo menos el resto de su discografía, para mí estos rompecuellos son el mejor grupo garagero/rocanrolero surgido en la década noventera aunque lo conozcamos cuatro gatos. Recibe brazzzzo.

    1. Bien lo sabes, peligroso si lo llevas en el coche porque aprietas el acelerador y revientas cualquier radar de la DGT. Este es el disco que se debería bailar en todas las discotecas del planeta Tierra. Obra maestra. Tremendos, unos superheroes en un mundo necesitado de ellos.

  2. Jajajajaja…Tremendo y paranormal post Johnny, tiene mas tiempo que yo de vida en esta galaxia tuya, el disco es psicodélico, garajero e hilarahte y la entrada no le va a la zaga, empezamos bien el dia, gracias camarada.
    Abrazo.

    1. Me alegra que te haya alegrado el comienzo del día respecto con el post de esta obra maestra. Gracias por lo que me corresponde, mysuperfriend, y por la deferencia en dejar comentario. Abrazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos que te pueden interesar

Jamie T - The Theory of Whatever (2022)
Jamie T – The Theory of Whatever (2022)

Jamie T vuelve con un gran disco bajo el brazo, sin anclarse en su sonido y abriéndose a nuevas sonoridades

Concierto The Swingin’ Neckbreakers, Madrid, Sala Fun House, 7-6-2014

    Noche de rock and roll la del sábado en Madrid, en la sala Fun House, ya que por fin pude ver en vivo a ..

Town Meeting
Town Meeting – A Boy, a Bear, a Beast, a Bone, a Mouse (2022)

Town Meeting sorprenden y enamoran con una colección de canciones con aroma a setentas, melodías pastorales, guitarras de fogata y coros bajos las estrellas

Sharon Van Etten – We’ve Been Going About This All Wrong (2022)

Reseña del sexto disco de Sharon Van Etten. Título que la ratifica como una de las artistas más honestas y fiables de la actualidad. Detrás ..