Nato Cole & The Blue Diamond Band - Flyover (2019)

Críticas Discos

Nato Coles & The Blue Diamond Band han tardado seis años en presentar sus nuevas canciones.

Nato Coles vuelve con un disco repleto de intensidad rockera, broncos riffs de los de toda la vida, aires de libertad expandidos en carreteras interminables y baladas acústicas dolientes y melancólicas…

Hacía mucho tiempo que había perdido la pista a la banda de Minnesota Nato Coles and The Blue Diamond Band, y confieso que les echaba de menos. Hasta que hace poco he recibido la noticia de que tienen un nuevo disco en la calle, exactamente seis años y medio después de su anterior pelotazo rockandrollero, “Promises to deliver”, y que se titula “Flyover”.  

Inmediatamente me puse a la tarea de escucharlo, con esa sed que siempre me aqueja de escuchar rock and roll de bar, punk-rock, rock clásico americano, garage-rock, R&B… esa necesidad de sentirme acompañado por música de corte vagabundo, de las que practican las bohemias bandas de rock como forma de desenvolverse por el mundo, como única forma de respirar y vivir, siempre en la carretera, siempre montando y desmontando el equipo en tantos bares, pubs, salas de conciertos o boleras donde les permitan expulsar la esencia rockera que les hace ser quienes son. Esos son Nato Coles and The Blue Diamond Band.

Entregados a las influencias de gente como Dan Baird en cualquiera de sus encarnaciones, pero también a otros referentes menos canallas como Bruce Springsteen, a poderosas formaciones como Deep Purple o a reconocidos jinetes fronterizos como Calexico, Nato Coles vuelve con un disco repleto de intensidad rockera, broncos riffs de los de toda la vida, aires de libertad expandidos en carreteras interminables y baladas acústicas dolientes y melancólicas, siempre empapadas en pérdidas y alcohol. Y como siempre, sabiendo muy bien lo que quieren, y como conseguirlo, con la actitud inquebrantable del rockero de raza, y el amor irresistible a esos sonidos inmortales. Esas cualidades forman la estrella de oriente a la que siguen para alcanzar la verdad, su verdad.  

Nato Coles & The Blue Diamond Band
Nato Coles & The Blue Diamond Band

Por supuesto no inventan nada, tampoco lo pretenden y creo que no hace falta, lo que si hacen es ofrecer una colección de temas impolutos, melodías perfectas, riffs contagiosos y estribillos demoledores; ritmos capaces de astillar caderas y baladas bucólicas y estremecedoras.  

Y exhalando libertad… imprescindible para poder transmitir un sentimiento, más que una pretensión artística, el sentimiento que viaja en la furgoneta con ellos y que puede más que su voluntad de crecer, de madurar.  

El sello independiente Don Giovanni Records les dio cobijo para facturar estos diez temas: honestos y furiosos, intrépidos y divertidos, muy divertidos.  

Un tipo de mi pelaje no puede resistirse a pelotazos frenéticos de guitarras rugientes como “Under the flyover”, ni tampoco a temas road movie como “LP’s yard”.

Pero el tracklist no da respiro, y siguen las broncas guitarras y los influjos tabernarios en trallazos como “Michelle on the city” de estribillo perfecto y piano hondy tonk; la sureña “Phoenix, Arizona”; la tormentosa “Demolition man”; la springsteeniana “Standing on the corner alone”; la clásica pieza de bar titulada “The roadrunner” o la extensa y magnífica “The avenue of the saints”, que recoge los arcanos ocultos de no pocos clásicos del rock americano que estoy seguro que identificarán.  

Bandcamp de Nato Coles & The Blue Diamond Band: https://natocoles.bandcamp.com/

Y por supuesto las dos baladas del disco, a cual más sensible, más rota, más bella: “Milo and the bars” y “Disposable camera”.  

Nato Coles y sus chicos no pretenden ser destacados miembros de la intelectualidad rockera, ni que la posteridad les recuerdo como genios, ni siquiera pretenden estar en las listas de los mejores del año en curso, lo que quieren es hacer rock and roll, llevarlo a los escenarios y divertirse, por aquello, ya saben, de que aunque sea poca cosa, les (nos) gusta.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos que te pueden interesar

Messer Chups - Visiting the skeleton in the closet
Messer Chups – Visiting the skeleton in the closet (2021)

Reseña del disco de Messer Chups titulado "Visiting the skeleton in the closet" publicado en 2021

kurt-vile-watch-my-moves
Kurt Vile – Watch My Moves (2022)

Kurt Vile entrega 15 magníficas coplas atmosféricas, pausadas y delicadas que suavemente sacan las garras para soltarnos un buen zarpazo.

El soberbio regreso de Hotel Valmont en el 2022

Reseña y crítica del nuevo trabajo discográfico homónimo de los madrileños Hotel Valmont.

jack-white-fear-of-the-dawn-2022
Jack White – Fear of the Dawn (2022)

Jack White, nos deleita con su cuarto y azulado disco. Un despelote guitarrero repleto de blues, fuzz, y voces esquizofrénicas