Wild Fitz Old Blues

Discos Críticas

Reseña de «Old Blues» disco debut del Tejano Wild Fitz repleto de guiños a Neil, Harrison, Gripka… esencia vieja, sonido clásico, de mediotiempos calzados con botas de espuela y tabaco de mascar.

La nueva colección de canciones de Kevin O’Neal Fitzsimmons es oro puro, claro que como en el lejano oeste tenemos que ir buscando por ríos una pequeña pista para encontrar indicios de un buen filón, y sin duda este cantante country-folk oriundo de Austin, Tejas, y conocido comercialmente como Wild Fitz es eso, un filón musical.

Desde que montó la banda, el amigo «Fitz» ha estado acompañado siempre por su buen amigo Evan Joyce y otros compìnches en lo que serían dos EPs: «Vanishing Race» en 2014 y «Old Death» en 2016 de los que nadie se hizo eco al menos por estos lares, y ha sido este año cuando en mi opinión Fitz da con la tecla, afirmando todo lo que apuntaba anteriormente, y firma una colección de canciones que son pura América.

Hay en el disco baladas con esencia al viejo y grandioso Tito Neil, con ese aroma canadiense y esos ramalazos a lo que muchos llaman death-country aunque estos ramalazos sean mínimos puesto que el disco es bastante pausado y abundan en él los medios tiempos con algún que otro guiño honkytonquero. Es cuando el piano saca la cabeza cuando se pone todo más movidito, cuando le da por rocanrolear un algo, pero como digo la mayoría del disco transita por el mediotiempo, calzado con botas de espuela y mascando tabaco.

debut del Tejano Wild Fitz repleto de guiños a Neil, Harrison, Gripka... esencia vieja, sonido clásico, de mediotiempos calzados con botas de espuela y tabaco de mascar.

Abre Mr Fitz con la canción que le da nombre al disco. Con ecos guitarreros a los Harrison, como si el Beatle George se hubiese mudado a Texas. Una maravilla de canción que nos pone en tesitura, que está en la linea de otros grandes del género que gustan mucho por estos lares como el señor Gripka, cuando éste se pone en modo sencillo y no en plan country-progresivo… ya me entendéis. En cualquier caso, ya de primeras me engatusa.

Sí, este tipo de disco suele gustar en el hogar nikochiano…  Todo se acelera un algo de mano del piano y el honkytonk en «I wanna change my religion», un tema divertido y coqueto que de estar algo más countrificado podría ser digno de la vieja medicina del cuervo. En esa comparación se aproxima más si cabe «You’re not the only one». Un temazo para el que escribe estas líneas. «Bullroare Morn» es un tema muy «decemberists» por decir algo… lo escucho y me recuerda…  mientras que «Guilty Party» es sencillamente maravillosa.

Llegados al ecuador del disco nos damos cuenta que estamos ante un disco del os tapados del año, y que a poco que uno le de unas escuchas le llevará al huerto con facilidad. La divertida «Put a nickel in it» abre la segunda parte del disco en la que destacamos también «Baltimore Mama» y «Skin and Bones». «Old five and dime» es una preciosidad, bella y sensible, y el cierre con «I can’t wait for tomorrow» deja un gran sabor de boca. No se pierdan este «Old blues» por favor, pues es fantástico.

Wild Fitz – Old Blues (2019)

debut del Tejano Wild Fitz repleto de guiños a Neil, Harrison, Gripka... esencia vieja, sonido clásico, de mediotiempos calzados con botas de espuela y tabaco de mascar.
Old Blues

01.- Old Blues/ 02.- I Wanna Change My Religion/ 03.- You’re Not the Only One/ 04.- Bullroarer Morn’/ 05.- Guilty Party/ 06.- Put a Nickel in It/ 07.- Baltimore Mama/ 08.- Skin and Bones/ 09.- Old Five and Dime/ 10.- I Can’t Wait for Tomorrow.

Wild Fitz Bandcamp

Latest posts by David H. Molina 'Nikochan' (see all)


Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos que te pueden interesar

Cisco Fran - Indies (2021)
Cisco Fran – Indies (2021)

Reseña: Cisco Fran - Indies (2021). el trabajo más variado y arriesgado que ha acometido Fran hasta ahora, con nuevas texturas sónicas y haciendo encajar ..

Chencho Fernández – Baladas de plata (2020)

...en esa dirección poética y romántica, la de un crooner con principales influencias del francés Serge Gainsbourg o del belga Jacques Brel, donde circulan más esencialmente estas valiosas ..

Otis Redding – «Pain in my heart» (1964)

Aunque intento esquivar en la mayoría de ocasiones la utilización de términos ostentosamente monárquicos así como las excesivas alabanzas personales hacia los artistas, algunos de ..

The Empty Hearts - The Second Album
The Empty Hearts – ‘The second album’ (2020)

Reseña: The Empty Hearts - 'The second album' (2020). ...un conglomerado de pop de melodías perfiladas y armonías vocales, efervescentes anabolizantes de power-pop incisivo y ..