Bob Mould - Blue Hearts

Críticas Discos

Echábamos de menos a este corrosivo Bob Mould.

El proceso que le ha llevado al cabreo ha debido ser fulminante e instantáneo, pues con esta última colección de canciones nos encontramos con la antítesis de lo que fue su disco de hace un año…

Debo admitir que echo de menos a grupos como Hüsker Dü, bandas poderosas que rompían la pana con sus guitarras ruidosas y feroces, su urgencia e intrepidez rítmica y sus vociferantes estrofas y estribillos

En un año como este, confieso que lo que menos me ha apetecido es dejarme desvalijar por dentro por los sermones de muchos de los songwriters que en la actualidad redundan a base de plañidos y exposiciones demasiado autocomplacientes. Necesitaba distorsiones y rock and roll y punk y mala hostia…

Que Bob Mould ha sufrido un proceso similar al mío en este 2020 es bastante evidente a tenor de lo que se desprende de «Blue Hearts», el vocinglero y enfurecido nuevo disco del líder de Hüsker Dü y Sugar.

Y es que Mould está enfadado, motivos seguramente no le faltan, como no nos faltan a ninguno, y eso se nota en este disco. El proceso que le ha llevado al cabreo ha debido ser fulminante e instantáneo, pues con esta última colección de canciones nos encontramos con la antítesis de lo que fue su disco de hace un año, «Sunshine rock», donde vimos a un Bob Mould mucho más apacible y popero.

Bob Mould
Bob Mould

Les seré sincero: me alegra que Mould esté de mala hostia si esto sirve para ofrecer un disco como «Blue Hearts», el disco más Hüsker Dü que nos regala en mucho tiempo. Me alegra que el viejo Bob vuelva a afilar las púas y a tensar el clavijero de la guitarra; y que vuelva a desgañitarse cantando con la incendiaria actitud que le empujaba en los años míticos de su banda madre.

Los textos no dejan lugar a la especulación, por los menos de tres minutos que dura cada una de las catorce canciones del disco (excepto la última), el autor de «Workbook» hace desfilar los motivos de su cólera, empezando por la situación política y terminando por el destrozo sistemático del planeta.

No debemos olvidar las composiciones, con momentos ciertamente excelsos como las punkarras y speedicas: «Fireball» o «Racing to the end» que no alcanzan los dos minutos, así como los trallazos: «Next generation» «American crisis». Otros temas destacados son la excepcional y de brillante estribillo «Forecast of rain»; la hard-rockera «When you left»; la exaltada «Siberian butterfly»; el vibrante y oscuro rock «Everything to you» o la excitante y favorita personal «Baby needs a cookie» entre otras.

Bandcamp de Bob Mould: https://bobmould.bandcamp.com/

«Blue Hearts» se doblega a lo que mi espíritu necesita y además me devuelve el ímpetu y vigor enérgico de mis años mozos, cuando la música era también un posicionamiento, por eso entiendo que lo último de Bob Mould es de lo que más podrían necesitar, en estos tiempos que corren, los tipos como nosotros, no se corten.

 

 

 

Redactor: Jorge García.

Por


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos que te pueden interesar

Valerie June, etérea y cautivadora en ‘The Moon and Stars: Prescriptions for Dreamers’ (2021)

Reseña y crítica de 'The moon and stars: prescriptions for dreamers', álbum de Valerie June.

Israel Nash - Topaz
Israel Nash – Topaz (2021)

Israel Nash es poseído por el espíritu de Neil Young en su nuevo disco, Topaz, una obra maestra de nuestros días.

Dinosaur Jr – Sweep it into space (2021): solidez y sabiduría

Reseña y crítica de Sweep it into space, álbum de Dinosaur Jr.

WilliamTheConqueror-MaverickThinker
William the Conqueror – Maverick Thinker (2021)

Ruarri Joseph, The Conqueror, vuelve a deleitarnos con el tercer disco de su banda que como bien define él mismo combina a la perfección el ..