Discos Críticas

Reseña y crítica de ‘Strange to explain‘, álbum del 2020 que ha pubicado Woods.

…las melodías vuelven a aparentar ingravidez, melancolía y luminosidad dentro de su personal estilo neo-psicodélico, con un mundo onírico donde guitarras y teclados se hallan perfecta armonía, pero continúan sin alcanzar la adictiva frescura de antaño…

Ya tenemos el nuevo trabajo en estudio de los neoyorkinos Woods, posterior a la colaboración en el 2019 con David Berman para Purple Mountains antes de suicidarse, al disco compartido en el 2018 con los suecos Dungen y a un “Love is love” del 2017 que, todo sea dicho, no me pareció nada del otro mundo.

En líneas generales podemos decir que ha transcurrido tiempo suficiente para madurar y redirigir sus nuevas composiciones en un propósito de alcanzar el nivel de estupendísimas obras como “At echo lake” (2010), “Bend beyond” (2012), “With light and with love” (2014) o incluso “City sun eater in the river of the light” (2016). Y cierto es que las melodías vuelven a aparentar ingravidez, melancolía y luminosidad dentro de su personal estilo neo-psicodélico, con un mundo onírico donde guitarras y teclados se hallan perfecta armonía, pero continúan sin alcanzar la adictiva frescura de antaño.

Woods - Strange to explain (2020)

En cuanto al contenidoNext To You And The Sea actúa como una especie de preámbulo etéreo. Con los arreglos acompañantes la sensación atmosférica crece enBefore they pass by, detalle que se incrementa mucho más cuando explotan esa exquisita sintonía de cuerdas y efectos en la instrumental The void, en una gran perla como Just to fall asleep o en la intensaFell so hard.

En Where Do You Go When You Dream?, en Light of day o en el tema que da título al álbum despiden esos rayos de luz tan frecuentes en las melodías de Jeremy Earl, Jarvis Taveniere y compañía, mientras que en Can’t get out hay un intento de grandilocuencia excesiva.

Por otra parte el sosiego que transmite la deliciosa Be there still es para oir y escuchar en repetidas audiciones, y Weekend still es un enorme instrumental de tendencias jazzísticas con el que se completa un trabajo que no defrauda, superior a la mayoría de las publicaciones actuales, pero del que algunos esperábamos bastante más. 

   


4 comentarios

  1. Han pasado de ser newyorquinos a ser newyorquenses.
    suena bien, son americanos y allí todo suena bien, pero es verdad que no se aprecia frescura. Pero mola. Ami me gusta.

  2. Le tengo que dar más caña, mi primera impresión fue de decepción. En cualquier caso creo que está lejos de los grandes discos que mencionas, y mira que me gustan.
    Abrazos.

  3. Pues a mí su "Love is love" me gustó, y mucho, por eso espero este su nuevo trabajo con mayor ilusión si cabe.
    Abrazos,

  4. No se si es el mejor de su carrera, pero si es magnifico. Llevan ya unos años dando satisfacciones. No he escuchado esas colaboraciones que mencionas … asi que a ellas vamos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículos que te pueden interesar

Stevie Wonder – “Talking book” (1972)

Vamos a ver, ¿qué rasgos diferenciales suele tener un disco para desagradarme?... De entrada una producción exagerada, de esas que rezuman instrumentación múltiple y un ..

Peter Perrett – How the West Was Won (2017)

...todas sus melodías están provistas de un halo oscuro, espiritual y romántico, el típico de esos perdedores que acaban siendo los que mejor envejecen... Por Juanjo ..

Gladie – Safe Sins (2020)

...con que sencillez y a la vez ingenio están llevadas las guitarras en este disco, y de que manera juguetean con elementos más electrónicos en ..

30 aniversario del ‘Weld’ de Neil Young & Crazy Horse. Podcast

Podcast sobre Neil Young & Crazy Horse y su álbum en directo ‘Weld’.